El Superior General en Mbarara, Uganda

Vaya al Contenido

El Superior General en Mbarara, Uganda

Montfort Noticias
Publicado de La comunidad del noviciado en África anglófona · 29 Octubre 2021
Tags: NUAFA749
[EN]  [FR]



 
MBARARA, Ouganda - Viernes tarde, 8 de octubre, la comunidad de los Misioneros de Mbarara tuvo el honor de acoger el Superior General de nuestra congregación, el P. Luiz Augusto Stefani, SMM, y su asistente, el P. Felix Mabvuto, SMM y el P. Jacob Otieno Ombidi, SMM, superior de la Delegación africana anglófona. Hemos apreciado de verdad esta presencia. En efecto es el padre en nuestra casa.
 
Aunque los visitantes llegaron de la noche en nuestra comunidad, les acogimos con alegría como atestiguan los rostros sonrientes. Estábamos todos muy emocionados por esta visita misionera. Para algunos de nosotros, era una bendición de estar con el Superior General porque era la primera vez que lo veíamos y cara a cara. Para nuestros visitantes, fue un buen momento llegar a casa después de un largo trayecto de más de siete horas desde el aeropuerto de Entebbe a la comunidad de Mbarara.
 
El 9, después de su llegada, era muy importante darnos una idea de lo que nos esperaba. Era el último día de preparación para la apertura oficial del noviciado. Fue una ceremonia diversificada y en crecimiento. El noviciado estaba de nuevo en Uganda después de un período de unos 10 años en Filipinas. Por la mañana, todo el equipo, conducido por el superior local de las comunidades de Montfort en Uganda, fue al encuentro de Mons. Lambert Bainomugisha, arzobispo de la archidiócesis de Mbarara. Tuvieron derecho a un buen desayuno. Después, se fueron al hospital donde uno de los miembros de nuestra comunidad, el P. John Mary, SMM, el socio, está hospitalizado. Lo saludaron y rezaron con él por su pronto restablecimiento. El resto del día fue dedicado al encuentro individual con el Superior General y su asistente. Fue en efecto un momento de reafirmación.
 
El 10 de octubre 2021, ha llegado el día muy esperado: el día que ha sido el punto culminante de lo que esperábamos con impaciencia. Temprano por la mañana, estábamos finalizando los prepa- rativos. Hacia las 9h30, los visitantes empezaron a llegar con grandes esperanzas. Fueron graciosamente acogidos y dirigidos hacia sus puestos respectivos. Entre los que llegaron estaban el arzobispo, numerosos sacerdotes de la diócesis y algunos que venían de lejos, numerosos religiosos y religiosas, nuestros asociados laicos y los fieles de nuestro barrio. A las 10h30, las ceremonias comenzaron con la bendición de la casa del noviciado por Mons. Lambert Bainomugisha, acompañado del P. Luiz, nuestro Superior General y un grupo de sacerdotes a su alrededor. Era muy reconfortante ver nuestra ala del noviciado recientemente renovada. Es muy bueno para nosotros. De manera particular, hemos dado las gracias a todas las personas implicadas en este trabajo, sobre todo la Vice Provincia de Estados Unidos. Muchas gracias a todos vosotros. Mientras bendecimos este bloque hemos pensado en vosotros y hemos rezado por vosotros.
 
La misa tuvo lugar después de esta acción. Era un momento muy reconfortante. Qué alegría ver el Arzobispo con el Superior general y los sacerdotes, religiosos y religiosas y todos los demás fieles en este proceso de acción de gracias. Era una presencia completa. Hemos agradecido de todo corazón al arzobispo por su acogida, su disponibilidad y por su presencia cariñosa. Estamos felices que haya bendecido nuestro noviciado en este año de la misión. El noviciado ha comenzado el 6 de agosto, día de la Transfiguración. En el plan inicial tenía que empezar el 1 de agosto. Pero debido a los inconvenientes relacionados con el confinamiento, el Superior General no pudo venir en ese momento. Estábamos muy contentos que estuviera ahí para abrir oficialmente el Noviciado en Mbarara, Uganda.
 
Hemos rezado también por el P. John Mary que está enfermo y os pedimos que sigan rezando por él. El P. John Mary es el socio del maestro de novicios. No podía estar con nosotros, pero en el hospital donde está, estaba al corriente de lo que pasaba. Os agradecemos por vuestro apoyo permanente. De manera muy particular, es importante saber que el 22 de agosto celebró sus 25 años de vida religiosa. Teníamos que celebrar este jubileo de plata el día de estos días de celebraciones. Esperamos de verdad poder celebrarlo en un futuro próximo. Hemos rogado por del difunto P. Olivier, SMM que trabajó aquí como Maestro de novicios. En el momento de su muerte prematura, era el Provincial de nuestra congregación en Francia. Roguemos para que siga descansando en la paz eterna.
 
Durante la misa, nuestro maestro hizo fue instalado siguiendo el ritual según el cual ha aceptado su servicio de maestro de novicios. Después de la misa, tuvimos una comida muy buena. Los que vinieron a nosotros nos han agradecido.
 
En la tarde de este mismo día, el Superior General y su equipo fueron a la comunidad de Kabuyanda. Es nuestra comunidad parroquial que está a unos 78 Km; de nuestra comunidad de Mbarara. El 11, volvieron a Mbarara y saludaron algunas personas en los alrededores y entre ellas estaban las Hermanas Clarisas. Por la tarde, tuvimos un encuentro muy positivo con el Superior General y su asistente.
 
El 12, el Superior General presidió la celebración de la Eucaristía. Convenía en efecto recibir su bendición antes de su salida. Mirando y escuchando al Superior General que se dirige hacia Kenia, luego hacia Malaui, podíamos oír la voz de nuestro fundador que decía: “El cariño cristiano y paternal que les tengo es tan grande, que les llevaré siempre en el corazón […] que conserven y aumenten el fervor de sus plegarias […] Les ruego a todos, en general y en particular, que me acompañen p la plegaria en esta peregrinación […] (CM 1, 3, 6)
 
 
La comunidad del noviciado
Mbarara, Uganda










0
reseñas
Regreso al contenido